Cuidar cenotes y permeabilidad en desarrollos habitacionales, meta para 2020 en medio ambiente

Cuidar cenotes y permeabilidad en desarrollos habitacionales, meta para 2020 en medio ambiente

Los esfuerzos por conservar los cenotes en el municipio de Solidaridad, emprendidos por autoridades y asociaciones civiles y plasmados en el reglamento de actividades en cenotes, cavernas y grutas del municipio de Solidaridad, al momento han resultado insuficientes ya que desarrolladores habitacionales continúan ignorando las indicaciones y en casos extremos, las autoridades han tenido que recurrir a clausuras por incumplir con los mismos.

En hechos que han sido ampliamente documentados, al día de hoy los recursos que se dedican a la conservación y limpieza de estos cuerpos de agua que son vitales para la armonía en ecosistemas de la península de Yucatán, no han sido suficientes y el daño sigue avanzando, por eso el énfasis en que se voltee a ver este problema por parte de autoridades y asociaciones civiles.

«La primera más importante que tuvo la administración fue en 2018 cuando estuvo en colapso de cenotes, con respecto a ese tipo de procedimientos hubo como tres o cuatro similares, por eso una de las razones fue el tema de las condicionantes de los permisos porque no se estaba teniendo en cuenta. Luego tuvimos varias remociones vegetales sin permiso, eso también fueron varias clausuras como la del Parque Industrial
, el caso de la demolición de la Quinta Avenida también , sobre todo por el tema de la demolición que algo que nadie habla es la disposición final de los escombros, es un residuo de manejo especial que sí se tiene que dictar una disposición final correcta, y pues el propósito es empezar a controlar ese tipo de cosas que nos trae bastante problemas de contaminación en la selva», señaló Laura Argüello, Directora de Medio Ambiente en Solidaridad.

Pero no solo es la contaminación directa sobre los cenotes lo que afecta a los cuerpos de agua y ríos subterráneos que existen en el municipio de Solidaridad, Quintana Roo sino que también acciones específicas como no plantar árboles nativos en los espacios de conservación por parte de desarrolladores inmobiliarios, lo cual afecta a la permeabilidad del suelo y evita la filtración natural que debieran tener zonas que no habían sido impactadas previamente, e incluso la poda mal hecha de árboles, afecta el equilibrio mínimo que se debe tener.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *